Un caso de penalización de Google como consecuencia de la actualización Fred (y otra previa debida a Panda)

Recientemente me contactaron para preguntarme qué le podía haber sucedido a un sitio web que había perdido a casi todos sus visitantes. De repente casi nadie entraba en sus páginas, y esa situación se estaba prolongando durante varias semanas.

Lo primero en lo que piensas cuando alguien te menciona un caso como el anterior es que Google ha podido penalizar ese sitio web, aunque para tener más certeza hay que recurrir a una serie de datos adicionales que nos saquen de dudas, porque con este asunto de las posibles penalizaciones sucede como cuando alguien menciona que el correo no le funciona. ¿Qué quiere decir que no le funciona? ¿Le devuelven los correos porque la ip de envío ha sido añadida en una lista negra? ¿El programa de correo se ha vuelto corrupto? ¿El firewall lo está bloqueando? Puede haber decenas de causas comunes que expliquen eso de “no me funciona el correo”, y aunque hay menos variedad de motivos que expliquen la pérdida de visitas, no queda más remedio que buscar información que complemente esa constatación inicial de que algo ha sucedido.

Consultando  Analytics

A la primera herramienta que hay que recurrir es a Analytics, y en este caso hubo suerte pues el sitio web lo estaba utilizando.

Nos dirigimos a la zona de ADQUISICIÓN > Todo el tráfico > Canales  y pulsamos en el canal Organic Search pues ahí es donde se refleja cualquier penalización de Google. Una visión en conjunto de las visitas puede desorientar pues el sitio web puede tener muchas entradas a través de las redes sociales, o por banners, etc y por lo tanto no se va a reflejar con claridad la pérdida de visitas.

Con esa simple comprobación quedó claro en este caso que si se podía tratar de una penalización de Google, pues de repente se desplomaron todas las visitas y así continuó los siguientes días.

También es cierto que este sitio web no parece haber funcionado bien desde hace bastante tiempo pues a pesar de que tiene miles de páginas recibe muy pocas visitas, así que probablemente arrastre una mala valoración de Google desde hace años y una penalización de Panda.

Lo que confirma la penalización es que esa pérdida de visitas coincidió con una nueva actualización del algoritmo de Google conocida como Fred (el nombre se debe al personaje Pedro Picapiedra que en la versión original se llamaba Fred) que entró en funcionamiento el día 8 de marzo pasado.

 

Hay más herramientas que se pueden utilizar para determinar si un sitio web ha sido penalizado, pero en este caso son poco útiles porque el tráfico antes de la penalización era muy escaso. Entre esas herramientas se encuentra Sistrix, Semrush, Majestic… con las que podemos conocer qué tipo de enlaces entrantes existen, la visibilidad del sitio web, etc.

Posibles causas de la penalización

En la vida hay muchas casualidades pero al revisar el sitio web lo que encuentro son algunos errores que no lo favorecen:

1- Ausencia total de estilos en las páginas. Es un error publicar sin estilos pues estamos transmitiendo cierto desinterés y precipitación. Si no recurrimos a las negritas, a listas numeradas, o a cualquier recurso que tengamos disponible para destacar mensajes, estaremos construyendo unas páginas muy poco “amigables” para su lectura. Por si misma no debería de ser causa de penalización pero sumamos indicios en el peor sentido que nos sitúa junto a sitios web de poca calidad.

2- Ni un solo enlace que apunte a páginas externas aparece en todo el sitio web, salvo uno que apunta a otro dominio del mismo propietario. Esto también lo podemos clasificar como error que puede perjudicar pues lo que estamos transmitiendo es que hemos creado ese sitio web para favorecer a otro de los nuestros, y además nos mantenemos aislados de Internet, salvo para conseguir el beneficio del único enlace.

3- Ausencia de enlaces internos salvo los debidos al menú y las categorías. No puede considerarse un motivo de penalización, pero poco a poco vamos construyendo un sitio web con demasiadas señales que lo etiquetan como poco cuidado, como si se hubiese construido a toda prisa para tener el mayor número de páginas.

4- Relativamente poco contenido en los artículos (que no incluyen fotografías) y además los artículos rondan casi siempre las 300 palabras, es decir, son pocas palabras y se sigue el mismo patrón. Esto es posible que haya causado una penalización previa debida a Panda, de ahí que a pesar de tener miles de páginas las visitas fuesen tan pocas.

5- Exceso de publicidad. Se suele mencionar que es una de las causas de penalización de Fred. En este caso el problema venía dado por un enorme banner que cargaba antes que el contenido de las páginas en la presentación para móviles. Además incluía otros banners.

6- Pobreza de enlaces entrantes. No hay enlaces que puedan estar perjudicando, o por lo menos los hay en muy pequeño número. Tampoco hay enlaces que favorezcan. No es razón para una penalización, pero no ayuda en su contra.

Como vemos no hay ningún motivo contundente para “despreciar” el contenido que nos ofrecen esas páginas, pero la falta aparente de calidad le ha perjudicado.

Acciones para salir de esta penalización

Lo primero que hay que reconocer es que anular la llegada de visitas desde Google, en este caso, es una medida equivocada del buscador pues el sitio web ofrece contenido original, de calidad aunque escaso en cada página, pero falla en su presentación, es decir, Google se deja guiar por las apariencias ya que es incapaz de valorar el contenido por sí mismo, y se equivoca.

De cualquier modo, de poco sirve lamentarse.

¿Qué podemos hacer para salir de esa penalización?

1- Hay que eliminar el único enlace a otro sitio web del propietario porque no queremos que Google crea que la finalidad de ese sitio web es favorecer al otro.

2- Hay que introducir enlaces a páginas internas mediante una zona de artículos relacionados.

3- No se había dado de alta un sitemap en Google Search Console, así que habrá que añadirlo. Por cierto, en esta herramienta no aparece ninguna referencia a una penalización manual, es decir, que como suponíamos es una penalización del algoritmo. Además no aparecen referencias a contenido duplicado.

4- Hay que eliminar el exceso de publicidad, sobre todo la que carga antes que el contenido de cada artículo.

5- Al tener el sitio web miles de páginas, la labor de edición para añadir estilos y enlaces a sitios externos relevantes y a páginas internas, llevará tiempo. En este caso lo mejor es editar directamente la tabla de artículos, porque editarlos uno a uno sería eterno.

6- Hay que conseguir enlaces externos que tengan cierto valor.

Por suerte en el sitio web no hay sobre-optimización, porque eso habría supuesto tener que modificar títulos, y en este caso son miles, o eliminar repeticiones excesivas de palabras clave.  

En este caso seguramente Panda ha actuado previamente, y para salir de esa penalización no queda más remedio que incrementar el contenido de los artículos. Las páginas indexadas en la actualidad son menos de la mitad del total, y con el contenido actual es complicado convencer a Google para que lo indexe todo y retire las penalizaciones.

El propietario tendrá que valorar si le compensa todo el trabajo que deberá de realizar para sacar a flote sus miles de páginas.

Si desde un primer momento hubiese estado informado sobre las reglas de publicación de artículos de calidad, me refiero a la calidad aparente y no a la intrínseca de cada artículo, el propietario se habría ahorrado las penalizaciones y seguro que tendría un gran número de visitas.

Ahora, clamar en contra de Google carece de utilidad.

(Visitas totales 173, Visitas hoy: 1)

Comunidad para emprendedores en el terreno de la fisioterapia.

SÍGUENOS

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies